Habiendo llegado a este artículo, es probable que esté pasando por una situación de crisis en lo que al trabajo se refiere. A partir de los 40 años muchos profesionales se plantean tomar un rumbo diferente en su vida. Las profesiones no siempre son tan vocacionales como uno espera, y, en otros casos, la necesidad de redefinir el trayecto vital, se vuelve imperativa. En este artículo vamos a proveerle las claves para cambiar de trabajo a los 40 y le ofreceremos los mejores consejos prácticos para afrontar con éxito esta nueva etapa de su vida.

¿Porqué cambiar de trabajo a los 40 años?

De igual modo que ocurre en la veintena, cuando es común que las personas se cuestionen su papel en el mundo, es habitual que cumplida la cuarentena, muchos individuos reflexionen acerca de su vida y de sus anhelos.

Cambiar de trabajo a los 40, lejos de ser un acto alocado o insensato, es, con toda probabilidad, una acción valiente que puede conllevar magníficos resultados. Así, un adulto que se halla ante la desesperación recurrente fruto de la sensación de estar desperdiciando su vida, tiene ya una experiencia e ideas firmes que pueden orientarle magistralmente en el cambio.

Tomar esta decisión, que debe ser fruto de la meditación sostenida, supone recuperar la autoridad en la propia. Y aumenta el sentido de la responsabilidad y la autoestima.

 

¿Cuando debería cambiar de empleo?

 

Es probable que, si se halla consultando este artículo haya sentido de manera recurrente una desesperación permanente en lo que a su situación laboral se refiere. También es plausible que se encuentre especialmente nostálgico. Y que dedique tiempo a repasar incesantemente su trayectoria final. Sin embargo, estos pensamientos de forma aislada son comunes en muchos trabajadores. Es por ello que deberá prestar atención a las señales cuando sus preocupaciones se vuelvan más constantes y dañinas.

Algunas reflexiones que debería sopesar antes de tomar la decisión son:

  • ¿Qué rumbo está tomando mi vida?
  • ¿Qué desearía haber hecho de distinta manera en el pasado?
  • ¿Estoy dispuesto/a a sacrificar la admiración ajena a cambio de vivir a mi manera?
  • ¿Me hace feliz el trabajo que realizo?
  • ¿Podría estar unos meses sin trabajar?
  • ¿Qué acciones debería tomar para estar más cerca de mi meta?
  • ¿Seré capaz de priorizar la búsqueda de un nuevo trabajo frente a otras actividades?
  • Si hoy terminara mi vida, ¿querría morir haciendo lo que hago en la actualidad?

 

Cómo cambiar de trabajo a los 40

 

Cambiar de trabajo a los 40 es una decisión que a menudo se elabora de manera progresiva cuando uno se siente a disgusto con el rumbo que su vida ha tomado. Así, tener presente la concepción de la muerte es de utilidad para fomentar una actitud combativa y determinada.
Uno de los inconvenientes principales que entran en escena cuando un adulto que supera la treintena se plantea cambiar de trabajo es la cuestión de la edad. Si bien es cierto que las empresas valoran la experiencia en los candidatos, también es común que en algunos sectores se opte por renunciar a las candidaturas de los mayores de 40 años.
Sin embargo, es probable que si ha llegado a la conclusión de que debe dar un giro de 360 grados a su situación laboral, no quiera conformarse con cualquier trabajo.

Una de las primeras decisiones que deberá tomar es la de decidir si querrá trabajar por cuenta propia o por cuenta ajena.
En este artículo nos centraremos en proveerle consejos para buscar empleo por cuenta ajena.

Consejos para cambiar de trabajo a los 40

 

  • Plantéese de qué modo y en qué ambiente de trabajo podría maximizar su creatividad y disfrutar de una experiencia de trabajo excelente.
  • Considere incluir sus logros profesionales en el currículo.
  • Sea objetivo y claro con sus metas. Si siente que a lo largo de su vida ha tomado decisiones erróneas, tome ahora tiempo para definir sus objetivos.
  • No se desanime ante la competencia joven. Sus años de experiencia, su madurez y sus habilidades profesionales son las herramientas más eficaces para sobresaliente el resto de candidatos.Si se plantea a menudo que no está cómodo con su situación laboral actual, emprenda un nuevo camino. Jamás piense que por haber entrado en la cuarentena ya es tarde.
  • Tampoco piense que, habiendo estado »toda la vida» haciendo lo mismo, no tiene sentido que se plantee hacer algo diferente. De hecho, si ha llegado a la conclusión de que precisa de un cambio en su vida, su ilusión y empeño garantizaran que haga el nuevo trabajo con eficiencia y compromiso.
  • Tome el control de su vida y permita que sus instintos le guíen.
  • Evite dejarse llevar por la rutina y el conformismo.
  • Considere hasta qué punto las remuneraciones son importantes para usted. Y sopese si sería capaz de renunciar a una remuneración alta a cambio de hacer algo que le haga verdaderamente feliz. Esto no tiene porqué cumplirse, pero es una realidad que debe considerar.
  • Si siente que está encasillado en una situación laboral que no le hace feliz y que no presenta alternativas de cambio, tal vez sea un buen momento de cambiar de trabajo.
  • Cambiar de trabajo a los 40 puede parecer un reto imposible.  Pero si empieza a planteárselo como una opción de renovación o reset, será, verdaderamente un momento de gran ilusión.

Buscar trabajo a los 40

 

Si ya ha superado el primer paso y está decidido a emprender una nueva búsqueda de trabajo, preste atención a la información que a continuación le proveeremos.
La primera clave para cambiar de trabajo a los 40 y hacerlo efectivamente es disponer de un buen nivel de autoestima. Sabemos que estas palabras pueden ser menospreciadas o minimizadas. Sin embargo, es común que, después de muchos años sintiéndose desmotivado y en desconfort con su vida, sus niveles de auto apreciación hayan disminuido.
Creer en uno mismo es una premisa esencial para defender su posición y su valía profesional. No le pedimos que se admire profundamente ni que esté satisfecho de todas sus facetas y particularidades. Únicamente le invitamos a reflexionar acerca de todas sus capacidades profesionales y personales. Así como sus méritos y logros obtenidos en el pasado.

La experiencia, su gran alidada

 

Defender su posición como trabajador a los 40, es un acto que debe fundamentarse en su experiencia anteriormente adquirida. No hablamos únicamente acerca de experiencia laboral. También de la vital. Su experiencia y madurez adquiridas pueden participar en el proceso de cambio fomentando una sólida competitividad.
Esta experiencia de la que hablamos le será de utilidad para decidir cuales son sus objetivos y a que meta quiere llegar.
En ocasiones, a los 20 años, muchos jóvenes tienen dudas acerca de como lograr sus sueños. Ya sea por la presión del entorno o por los consejos de personas a quien admiran, terminan tomando otro camino. La buena noticia es que, si desea cambiar de trabajo a los 40, ya posee la suficiente experiencia vital para hacer valer sus metas.

Enfocar la búsqueda con eficacia

 

Todo lo que hemos comentado hasta el momento son consejos que se enmarcan en el aspecto emocional. Es cierto, sin embargo, que usted precisará de sugerencias prácticas.
Pues bien, seguidamente le ofreceremos un listado de consejos, enmarcados en el ámbito práctico de la búsqueda de empleo cuando se pretende cambiar de trabajo a los 40.

  • Establezca una meta definida y busque ofertas de trabajo a modo de análisis.
  • Adáptese a las nuevas tecnologías y modalidades de búsqueda de trabajo.
  • Considere la posibilidad de crear un perfil en Linkedin.
  • Estudie, antes de enviar cualquier solicitud, el mercado laboral.
  • Anote los requisitos habituales de las ofertas de su interés y sopese como puede adaptarse a ellos.
  • Dedique un tiempo a la recopilación de información.
  • Si descubre que en las exigencias del mercado existen requisitos que no cumple… Sopese realizar algún curso formativo, enviar su solicitud con una contundente carta de presentación en la que exponga cómo contrarrestará esas faltas, o emprender un proyecto profesional personal.
  • Infórmese acerca de las empresas que suelen publicar ofertas de su interés.
  • Asista a seminarios o cursos formativos.
  • Utilice todos los recursos de búsqueda de empleo disponibles.
  • Acuda a un profesional (coach, psicólogo) si siente que se encuentra atrapado en un clima de desesperación, pesimismo y falta de motivación.

 

cambiar de trabajo a los 40

La importancia de una buena búsqueda de empleo

 

Para cambiar de trabajo a los 40 se requieren, principalmente, tres componentes. Estos son, la actitud positiva, la determinación, y el uso de recursos adecuados.
Previamente, hemos tratado las dos primeras cuestiones así que, en este apartado discutiremos los beneficios de mantener actualizado su currículo en sus distintas modalidades.

Es probable que la cuestión de la experiencia no sea un elemento que le preocupe demasiado. En este aspecto, puede respirar tranquilo, porque podrá elaborar un buen currículo.
Aun así, es posible que su intención de cambiar de trabajo a los 40 venga motivada por una ilusión: cambiar de sector o de actividad laboral.
De ser ese el caso, en el que es obvio que no poseerá experiencia material estrictamente relacionada con el puesto anhelado, deberá considerar la opción de elaborar un currículum por competencias o logros.

Cambiar de trabajo a los 40 en un nuevo sector

 

Así, si la idea de su cambio se fundamenta en la ilusión por realizar nuevas actividades laborales, deberá desprenderse la concepción de currículum estándar. Este currículo es de utilidad cuando se pretende mostrar una experiencia consistente en orden cronológico. Sin embargo, puede convertirse en su peor enemigo cuando no la posee. El currículo cronológico será de gran utilidad si ya posee experiencia en el sector. Y lo único que desea es cambiar de posición.

En el caso que nos ocupa en este apartado, la mejor decisión que puede tomar es la de elaborar un currículum por competencias. Acompañado de una carta de presentación. En ella podrá exponer detenidamente cual es su posición. Y porque desea un cambio de trabajo.
También es interesante sopesar la posibilidad de crear un currículum infográfico. Esta elección se basará en el estudio de las ofertas y de la filosofía de las empresas que le interesan. Trate siempre de enfocar su candidatura a los preceptos de las ofertas.

 

El currículum por competencias y la carta de presentación

 

Se estará preguntando en qué consiste el currículum por competencias. Bien pues, a grosso modo, lo podemos definir como un modelo de currículo que se fundamenta en la exposición de sus capacidades, habilidades, méritos logros, como herramientas que puedan justificar su valía laboral, en detrimento de su experiencia.

Si usted desea cambiar de trabajo a los 40 porque verdaderamente siente que su ilusión y sus capacidades le harían válido para otro puesto radicalmente diferente, este es su modelo de currículo.

En él, podrá desmenuzar su experiencia laboral para rescatar pequeños logros y habilidades. Y así ordenarlas y exponerlas con el fin de validarle como candidato.
Le recomendamos muy encarecidamente que consulte nuestros artículos que tratan en profundidad acerca de la realización de un currículo por competencias y de la carta de presentación.
También será de utilidad para usted leer acerca de cómo elaborar un currículum ganador. Y de porqué no debería incluir su foto en el currículo.

Matices de un perfil ganador

 

Si desea, además de realizar un currículum por competencias, crear un currículo estándar, para incluirlo en su candidatura, deberá conocer como hacerlo.
En este apartado le sugerimos distintas acciones para elaborar un currículo ganador.

  • Cree su currículo basándose en una estructura predifinida. El currículo ganador por excelencia se compone de las siguientes secciones. Datos Personales, Perfil Profesional, Logros, Experiencia Laboral, Referencias, Formación Académica, Habilidades y Competencias.
  • Evite incluir fotografía y elementos que puedan ser tomados con discriminación.
  • Tome de ejemplo el modelo de currículo europeo.
  • No mienta acerca de su nivel de idiomas.
  • Pula la ortografía y su expresión lingüística.
  • Adapte cada currículo a una oferta particular.
  • No incluya datos irrelevantes, únicamente como herramienta para llenar el documento.
  • Sea creativo y no olvide crear un buen diseño. Aun así, trate de ser sobrio y formal, y evite el uso de colores estridentes.
  • Incluya, en su currículo, una sección (Perfil Profesional u Objetivos) en el que hable acerca de usted como profesional. Trate de escribir un texto atractivo, ameno y conciso.
  • Contrate los servicios de redacción de currículos si no posee las habilidades para crear un buen documento.

Unos últimos consejos

Es muy probable que en estos años hayan cambiado muchos aspectos acerca de la búsqueda de trabajo. La irrupción de las TIC (Tecnologías de la información y la comunicación) han fomentado un cambio estrepitoso en el modo de encontrar un empleo.

Es totalmente legítimo que se sienta abrumado ante este hecho, pero en ningún caso debe rendirse por eso. Cambiar de trabajo a los 40, supone un acto de valentía y mucho aprendizaje.Pero es una oportunidad maravillosa para volver a vivir de nuevo.
Evite las prisas y el frenesí. Tome tiempo en formarse, en aprender acerca de las nuevas tecnologías y por encima de todo aprovéchese de su condición. Con 40 años posee una madurez inquebrantable con la que podrá elaborar planes creativos con los que hacerse con un nuevo puesto. No tema hablar ni alzar la voz. Escriba una buena carta de presentación. Hable de sus motivaciones, de sus ilusiones.
Es cierto que existen requisitos en las ofertas, pero estos, suelen ser moldeables. No todas las empresas quieren incluir en su plantilla trabajadores sumisos y sin voz. Cada vez más las empresas luchan por tener trabajadores comprometidos con el sello de la empresa y su misión.

 

Si desea obtener currículum  con entrevistas garantizadas,para cambiar de trabajo o profesión, el servicio de redacciones de currículum de Curriculum Profesional le ayudará a conseguirlo. Poseemos años de experiencia en redacciones de currículum vitae y LinkedIn.

¡Contáctenos para obtener más información y de el primer paso hacia su nuevo empleo!

Le deseamos muchísima fuerza para cambiar de trabajo a los 40. Y le felicitamos, de corazón, por el magnífico y estimulante viaje que está a punto de emprender. ¡Vuele!

Puede dejar sus comentarios, opiniones y sugerencias en la sección de comentarios. Agradecemos que nos haya leído. Y le sugerimos, encarecidamente, que consulte nuestro blog. En él encontrará valiosos artículos para la búsqueda de empleo y la realización de currículos.

Abrir chat
Powered by